Últimos temas
» Ao no Sekai Rol [Cambio de botón]
Lun 10 Jul 2017, 5:52 am por Invitado

» La Pluma y la Ficción [cambio de botón - Elite]
Miér 14 Dic 2016, 7:53 pm por Invitado

» Registro de personajes activos
Dom 04 Dic 2016, 6:53 am por Sarah Schwarzwald

» [Normal] Nakatagai no Niwa
Mar 01 Nov 2016, 4:55 pm por Invitado

» Naruto Storm (Afilacion)
Sáb 15 Oct 2016, 1:21 pm por Invitado

» [Normal] ♕ Return Of Kings (cambio de botón)
Dom 04 Sep 2016, 11:39 am por Invitado

» Tír na nÓg - Afiliación élite
Miér 24 Ago 2016, 1:10 pm por Invitado

» [Naegi +Abierto] Masquerade
Dom 21 Ago 2016, 10:38 am por Naegi Komaeda

» Invocación accidental [Privado]
Vie 05 Ago 2016, 3:34 pm por Achilles

» The awakening of darkness [Privado/DIO]
Jue 04 Ago 2016, 10:48 pm por Kurama

Afiliados
Hermanos
Limpieza mensual
Créditos
» Skin obtenido de Captain Knows Best creado por Neeve, gracias a los aportes y tutoriales de Hardrock, Glintz y Asistencia Foroactivo.
Se prohíbe cualquier tipo de copia, ya sea parcial o total, del contenido de este sitio.

Todas las ideas creativas, diseño e imágenes pertenecen a Fate/Insane Eclipse™. Todas las historias de los personajes y su desarrollo son propiedad de sus creadores.
Las imágenes utilizadas carecen de fines lucrativos y pertenecen a sus respectivos autores.
Especialmente se agradece a la wikia de Type Moon y Utopic Moon por la información que utilizamos en éste foro.
Creative Commons License
This work is licensed under a Creative Commons Attribution-NonCommercial-NoDerivs 3.0 Unported License.
Normales
Elite
Limpieza mensual
Directorios

Shangai ||Buscando al fugitivo hasta el fin del mundo... [Coyote]

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Shangai ||Buscando al fugitivo hasta el fin del mundo... [Coyote]

Mensaje por Invitado el Jue 17 Sep 2015, 10:44 pm

En los Capitulos anteriores....:

Carmilla Ul D'Grymoire escribió:



A lance of free will and forever withness, therefore the rain still falling down and I see directly to the eyes of that vampire ...

Me encontraba e un sitio que no me esperaba haber visitado nunca, pero claro no era por voluntad que me pasaba a este lugar del mundo, no era buscando a mi Maestro. Que demonios hacia aquí? Tenia rato que se había desaparecido y obviamente los del Burial me mandaron a buscarlo pues desde su ultima misión se perdió contacto con el. No era la primera vez que pasaba, era historia de nunca acabar con ese sujeto...a veces me preguntaba si lo hacia a propósito...lo negara o no, algo en mi cabeza me decía que era así.


Mis instintos y pistas me llevaron hasta china, me encontraba tomando el ultimo ferri que circulaba en el mar de noche rumbo a Shanghai pues era aquí donde según yo encontraría al numero 2 de la Agencia de Entierros. El clima era apacible, la verdad trataba de no llamar la atención aunque andaba usando un hoodie para cubrir mi faz pues obviamente se notaba que no era de aqui ya que mi cara extranjera resaltaba entre tanto asiático. Me exclui del resto y miraba por la ventana lo que se avecinaba, la ciudad. Según tenia entendido ShangHai era la capital económica de China, a diferencia del resto de esta república, que en su mayoria tienen pueblos rurales y eso, ShangHai es la que mas se parece al actual occidente pues esta muy urbanizado y modernizado. En la penumbra de la noche, las luces de la ciudad contorneaban todos los edificios y debia admitir que me gusto lo que mis ojos veian, de alguna forma me hacia sentir que estaba en una epoca futuristica.

—Futuristica, eh?— solte sonriendo con nostalgia mientras posaba mi mejilla en el dorso de mi mano. Era cierto, siempre me sorprendio las cosas de ese estilo como cierta vez...

Mi villa siendo destruida, el fuego consumiendo todo en la noche, todos a los que jure proteger morian por su traicion y yo por mi parte agonizaba crucificada a las afueras de ese lugar que alguna vez llame mi hogar. En plena deshonra, pues no iria al Valhalla al morir de esa forma tan humillante, crei ver una vision: Aquel hombre queera considerado  Loki o alguna especie de dios visitando nuestra villa, estaba apuntandome con algo. Era piedad?...sonrie mientras agonizaba pues lo consideraba un buen amigo aunque solo hablaramos un par de veces. Lo ultimo que recuerdo es que me apuntaba con algo y todo se puso en negro.

Era una especie de brujeria, cuando volvi a abrir los ojos todo se movia a mi alrededor pero no me importaba, sentia que alguien me tenia sujeta e impediría que fuera a perderme en el abismo. Estaba entre sus brazos, podía sentir su aroma y mi conexión con el estaba lloviendo pero poco me importaba, contemplaba a aquel hombre que seguía caminando conmigo en brazos.
—O-...din...—masculle con voz entrecortada antes de perder la conciencia. No, no era Odin, era mejor que eso.

Un horrendo sonido hizo que despertara de aquellos recuerdos, era el sonido que hacen estas porquerías de barcos cuando anuncian que van a embarcar en el puerto. Al oir eso, me aseguro de coger mi mochila  y encaminarme a salir. Pasaron 15 minutos antes de que realmente bajáramos y cuando sali me tope con un sitio con poca iluminación, pero bueno, no es que me importara. Me acomode mi capucha y emprendí mi camino lejos de los otros, era un puerto espantoso, lleno de neblina y olor a pescado, parecía un barrio de mala muerte en medio de una ciudad subdesarrollada. Decidí ir por un sendero donde los caminos te llevaban a una avenida..o era un estacionamiento? En mi mente no podía pensar otra cosa ya que solo quería encontrarme con el... pero tal vez eso tenia que esperar pues me di cuenta que desde hace 5 minutos de que un grupo me estaba siguiendo.

—Tienes de verdad que estarme jodiendo con esto?— solté en voz baja pues me moleste demasiado que me siguieran estos sujetos...idiotas, no sabían que iban a morir...
off rol
Spoiler:
que pedo con la fuente es horrenda la por default Dx



Coyote Zenkalauv escribió:
A las 3 de la mañana un sujeto vino golpeando mi puerta un buen rato, trate de bajar rápido para que Carmilla no despertase, baje las escaleras tranquilamente aun oliendo desde lejos la sangre del humano que estaba molestando a estás horas y cuando me decidí a abrir la puerta, este me miro con rostro preocupado y me dio un papel, para ser mas precisos, me dejo una carpeta con ciertos archivos que eran secretos, algo que solo la Iglesia conoce, quizás ese pobre hombre creyó que me iba a tragar su sangre solo porque soy un Ancestro, yo solo le trate de dar un cordial saludo pero como todos le tienen miedo a los vampiros, me decidi por ignorar tal cosa y me senté en el sofá de la sala para ver los papeles tan importantes - ....... - arquee una ceja sonriendo de lado porque sabia que esto pasaría, era algo que venia esperando hace mucho, y eso que lo había pedido 2 años atrás y jamas me lo habían dado, pero lo iba a mantener como sorpresa, así que silenciosamente subí a mi recamara y miré la hora, eran las 3:30 am de un día X - Cami, saldré a ver algo y vuelvo.. - me acerque para darle un beso en la frente y acariciar su mejilla, eso me traía buena suerte además de que no podía salir sin despedirme de mi creación. Las horas pasaban como los segundos, ya no me di cuenta pero al mirar el reloj eran ya las 6 am, en mi camino solitario por las calles de ese lugar hacia el aeropuerto mas cercano. Compre unos boletos hacia China, ShangHai y fueron bastante baratos, a pesar de ser de emergencia. No necesitaba una molestia como lo era mi celular pero lo conserve solo por ella, cerré los ojos cuando en el asiento con vista hacia la ventana me iba a acomodando para mi destino incierto, no quería pensar en la misión repentina que me habían dado, pero era bastante importante, el otro día un amigo llamo desde ese mismo lugar informando sobre esas cosas que rondaban las calles, yo las conocía, eran de mis tiempos.. ¿Como demonios fueron a varar a estos modernos años?.  Los demonios de esa índole, por más cautelosos que fueran, siempre terminaban a luz publica por su naturaleza misma, aun recuerdo la masacre del río Tigris la cual - La historia quiso ocultar, no... - solté un susurro sordo para mi mismo, como mirando la ventanilla del café y tratando de no caerme de espaldas ante una realidad que poco estaba seguro si era la correcta. ¿Donde estaban mis amigos?, ¿Mi familia?, ¿Carmillia?, vaya.. esa pregunta, perdón.. esas preguntas solo traían un sabor amargo para mi, porque no las tenia a mi lado ahora.
La ciudad era gigante, se notaba que el centro comercial del país rojo era mucho mas que interesante, en mis tiempos estos dominios pertenecían a Khan y su gente, e incluso trazar el horizonte era difícil para nosotros, todo el mundo tenia su propósito, ahora solo la gente alta lo tiene y las corporaciones de terno y corbata. Habían pasado ya 2 días desde que llegue, Carmilia me llamo muchas veces, de las cuales no pude contestar ninguna, me sentía triste, pero aliviado, no quería meterla en problemas con fuerzas que ella desconoce. Aun recuerdo cuando la encontré, viendo a la muerte a los ojos, menos mal que llegue temprano, no podría haber seguido con esa memoria perdida.
Mi misión era simple: rastrear y matar a los demonios antiguos que rondaban por acá, de características agonistas, las mas peligrosas entre ellos, cabe decir que su Líder era un tarado que vendió su alma a una fuerza natural que pocos conocen. El tema no me impresionaba tanto, no era porque fuese un Ancestro ni menos un Burial, eso aquí quedaba de lado, incluso ignore las llamadas de la Agencia y mande al diablo a mi jefa, tenia ese privilegio a veces  - Coyote, están por toda la ciudad - una voz desde mi celular, indicándome la situación - ¿Acaso son conejos?, se reproducen demasiado rápido - hablaba bajo porque ahora me encontraba agachado entre medio de una escalera y una pila de basura, a la vuelta del café donde estaba - Hay otra cosa que debo decirte Coyote, tu acompañante decidió ir en busca de ti, y me insistió de tu paradero, todos piensan que estas muerto, y ella no pudo evitar buscarte  - mis ojos, al minuto.. No, digo.. segundos de escucharlo se me abrieron como pétalos de flores, luego apreté los dientes, y todo eso conllevo a que me fumara un cigarrillo por el estrés - Idiota.. - golpee la pared fuertemente - Justamente quería mantenerla alejada - corte el celular y lo lancé lejos para que se trizara y rompiese en pedazos - Debo encontrarla, puedo sentirla cerca.. - fue cuando en una calle unos tipejos perseguían juntos a una joven, era ella, era Carmillia de la Agencia de Entierros, mi acompañante mas leal y la única - Cami - musite cargando mi pistola y yendo hacia la pandilla, los cuales emanaban una fuerte energía, eran demonios, lo supuse rápidamente.
Al cargar mi pistola todo se volvió oscuridad, incluso la noche mas tenebrosa caía ante aquel efecto, lo único visible era yo, mis ojos rojizo brillantes, y para estos últimos, el corazón de mi creación palpitando en frente - Es mejor que busquen otra victima - cerré mi búsqueda apuntando al cabecilla de la pandilla con el ojo de la pistola - Ella es mía -




Carmilla Ul D'Grymoire escribió:
Llámenme impaciente, si...llámenme preocupona si. No dude en viajar aqui tan pronto como me dijeron su paradero, era evidente que lo haria, necesitaba saber como estaba el a toda costa el precio no me importabasolo queria comprobar que estuviera bien solo pensbaa eso y con esa motivacion me bastaba para moverme y actuar por mi cuenta. Si se enojaba poco me importaba, yo tenia mas motivos para molestarme con el quien se fue sin darme una explicacion. Nos conociamos hace mas de 6 siglos y aun repetia eso, vivimos tantas cosas juntos, el conocia cada uno de mis secretos y aun asi no podia decirme que ocurria? Ese dia yo dormia en su cama que mas confianza que esa me podria tener? Al parecer ninguna. Eso me enfurecia me daba frustracion.

Hace tiempo debi desligarme de el, seguir mi camino, mas sabiendo que me ocultaria cosas. Que ironico yo lo conozco y aun asi sabiendo como va a reaccionar, reclamo que no me diga algo que se que no hara.

"Shamash...''

Era por eso. Yo era la unica que sabia y podia llamarle por su nombre, siempre critique su apodo por dificil y el me molestaba por el mio pero el poderle decir por su nombre me bastaba solo yo tenia derecho...

Igual no impedia que me doliera lo otro. Queria todo de mi maestro su devota confianza  y lealtad como yo la tenia pero...por que tanto secreto? Solo me ve como una cria? Y el hecho que yo terminara con el  en sus aposentos fue mas por mi causa y el como buen "padre" que quiere evitar conflictos decidio ceder?


"No puedo ocultarte nada, sabes exactamente con que ojos te veo...verdad?''


"Pero hasta ahora yo si se que me ocultas cosas....''

"No es nuevo, lo se de antemano y por eso mas me encapricho contigo. Tal como la ingenua Carmilla se encapricho con su amante, esa mujer que tanto causo su perdición''

Cuando me doy cuenta estoy rodeada de esos sujetos, capto tarde que no son simples humanos y me tienen a su merced, miro al suelo pensando varias cosas: 1. No estoy armada y no tengo tanto espacio para usar mi artefacto 2 alguien mas llego a la pelea.

Es el, todo se ciñe de negro y siento su presencia. No lo miro pero escucho sus amenazas.

"-Ella es mia...-'' suelta....si.

Cierto, le pertenezco...estaba preocupado? Solo asi aparece...asi aparecio cuando estaba muriendo apuntando con su artefacto solo así el viene a mi pese a que no quiere ser visto.

"Si preocupándote es la única forma que aparezcas yo....me encargare de que sigan''

Pensé ida mirando al suelo segundos antes de ser atravesada por las entidades, fue rapido justo al mismo instante que el dijo que era suya.



Coyote Zenkalauv escribió:
Simplemente no le había contado nada desde un principio. Era mi culpa que esta situación aconteciera, pero no se lo haría saber a nadie mas que a mi conciencia, Carmilla recibiría su castigo luego, uno muy ejemplar, por andar husmeando en zonas donde no debía, este trabajo era para un BA de mas alto nivel, y simplemente no la lleve por el riesgo que ello implicaba. No era que no me preocupara por ella como mujer y como acompañante, desde hace muy poco tiempo empecé a dormir con ella, junto con ella, en su misma habitación, las cálidas mañanas en el abrazo que me daba bastaban para poder caminar todo el día y volver a la noche a repetir el proceso, además, ¿A quien no le agradaba abastecerse en su propio hogar de una mujer tan bella como ella?, creo que, a todos nos agradaría y a mi en lo personal, es como un regalo que jamás pude tener antes, en mis tiempos arcaicos. Las personas de esta metrópoli estaban algunas completamente infectadas con ese parásito mortal que crea a los DA, y todo esto era culpa de él, se me había escapado por un momento, creo que Narbareck me va a golpear cuando lo sepa... pero es lo de menos, esa mujer es menos aterradora que Carmillia cuando está se enoja, estaba acostumbrado a esa ira.
Estaba tan acostumbrado a esa ira como si fuera un masoquista, me gustaba un poco que peleáramos, porque luego no había quien me separase de ella tras las sabanas. Me daba risa pensarlo, pero no era de burla, mas que nada era algo de orgullo interior demostrando mi felicidad. Teníamos demasiada historia juntos, algo así como los mares entre si tienen su camino fijo y su fin, así como los vampiros tenemos cariño hacia la sangre, lo único malo.. es que yo era adicto a la sangre de ella, desde que la probé, fue como un éxtasis que no se pudo apagar por nada, era un placer lamer su cuello para cerrar la herida. Ojala que ningún día se me salga de control, eso debía quedar reservado para la casa, si, para la casa solamente. Me dedique solo a mirar a mis enemigos, eran unos cuentos, desprendían una energía negativa un poco grande, pero nada que pueda controlar, lo que mas me preocupaba era ella, Carmillia, mi creación estaba siendo acorralada por ellos, y simplemente al verme, la fémina no concurrió a hacer nada por si misma, tuvo que saltar para poder sostener del hombro a uno y golpearlo en la cara, mientras mi otra mano se deslizaba velozmente por mi chaqueta y sacaba la pistola, cuya bala borro de la faz de la tierra a la primera criatura, la bala de Lucifer ya cobró su primera victima.
Y con la primera cosa asesinada, venían mas luego, la bala no paro allí, debía alimentarse de oscuridad, debía penetrar en el corazón de las otras bestias para saciarse, y eso hizo, con una rapidez que era parecida al primer DAA, aunque no tanto, la bala danzo entre el viento, los gritos y la amenaza contundente de los chinos poseídos - Tsk... - me enoje porque la fémina solo miraba, como si esto fuese un espectáculo, la mire al terminar el trabajo, quede quieto, mirándola a los ojos, esos ojos que estaban perdidos en algo - ¡Despierta mujer! - le grite, alze mi mano para pegarle una cachetada, pero no lo logré terminar, no podía levantarle mano a ella, la amaba demasiado, la única cosa que recuerdo, fue que sellé nuestro reencuentro con un abrazo fuerte y un beso en su mejilla, aunque no recuerdo si ella lo recibió tan bien.

Carmilla Ul D'Grymoire escribió:
Lo deje a el que peleara, no me importaba que hiciera solo quería que el luchara. Lo castigaba? algo asi, no se estaba contenta de encontrarlo pero tambien me enfermaba la idea que me ocultara todo. El sabia todo de mi, por que no podía revelarme sus planes? No habia justificacion ante sus acciones. Igual no podia quedarme como pato sentado, suspire y ante sus señales de afecto opte por despertar de aquellas divagaciones mias que dentro de todo ya hablariamos y como acelerar mejor ese encuentro? Bueno, terminando esta pelea innecesaria. Acepte sus gestos y me le correspondi aunque luego me separe mirandole atentamente.—Deshazte de esta cosa negra...—

Lo miraba atentamente y luego le jale la oreja como reprendiéndole, lo hice mucho para bajarlo a mi altura.—Coyote malo...donde te habías metido? Terminaste tus asuntos aqui?— hable de malas y lo solté cruzándome de brazos.—Ni una nota dejaste..tienes idea cuanto tiempo me dejaste plantada?— tenia que entender mi enojo, había motivos y no podía discutirme lo contrario. Ladeo mis caderas y le sigo observando con el entrecejo fruncido como si nada de lo que el pudiera hacer tuviese algún resultado o algún cambio en mi persona.—Me conoces desde casi 800 años sino me equivoco...eso al menos me adjudica algo de confianza, no?— mire al suelo perdida con mucho odio y rencor.—Crees que un abrazo lo solucionaría?— cerré ambos puños y luego seguí hablando como si lo estuviera usando de vasija emocional para derramar todas mis penas.— Si te estorbo o te peso en alguna forma dímelo ahora y romperé mis relaciones contigo. yo soy libre y tu también...que te parece?— dije resuelta y le mire a los ojos.—No quiero estar a lado de alguien que no es honesto conmigo completamente.—


Parecía una chiquilla pero estaba muriéndome por dentro, la preocupación me tenia como una loca...todo este tiempo no deje de pensar en mi creador y mucho menos me espere  sino trate de buscar pistas de su paradero. Tanto asi lo valoraba y me partia el corazon que se fuera asi sin mas. Tenia problemas de confianza y el era al único que podía confiarle mi vida...tenia razones para haber cambiado: fui traicionada por los míos y ejecutada. Era normal que tuviera esos problemas y me sintiera ofendida si me ocultaban las cosas.

Coyote Zenkalauv escribió:
Había terminado gran parte de mi trabajo en esta ciudad, aunque, por el resplandor de la luna, aun me quedaba algo mas importante. Mi pistola consumió gran parte de la energía que emanaba del astro lunar, por lo que no fue una carga para mi en lo mas mínimo, y la oscuridad simplemente evitaba que yo fallase en los disparos, fue muy fácil pero a la vez difícil, por el hecho de que ella estaba siendo usada como victima quizás para otras cosas - Hmmm.. - me quede mirándola, ya sabia que el enojo en Carmillia era inevitable, era como aplaudir en medio de una montaña y esperar inminentemente la avalancha que te aplastaría sin dejar nada de tu existencia, así me sentía, aunque no tenia miedo, ¿Porque tener miedo de quien estimas y amas?, todo lo contrario, me sentí mejor con ella reprendiendome que con ella bajo un ataúd, simplemente no podría soportarlo. Ella me correspondió el abrazo, aunque fue por poco tiempo, enarque una ceja al momento en que la fémina me tomo de las orejas para retarme, pero me deje, con una sonrisa ladina en mi rostro dibujado y el semblante cambiando de serio a confundido, pero feliz. Las palabras duelen, y más si vienen de ella, las cosas que dijo luego me sacaron de quicio, me dieron ganas de succionarle la sangre hasta matarla, e incluso de golpearla hasta dejarla inconsciente, pero no lo hice, no podía, mi mano no podía dañarla a ella, su presencia era la única que tenia el don de quitarme la vida, ni al revés - No seas idiota - salio de los labios, mi tono se volvió fúnebre, como el que está tan enojado que se pierde en la ira - Deja de decir tonterías mujer, no te enseñe eso - los orbes que me caracterizaban se tornaron rojizos y brillantes, por un segundo la sangre de Apostol Muerto corrió mas que nunca por mis venas - Jamás vuelvas a decirlo, o te arrancaré la garganta - mis palabras eran inconscientes, eran solo instintos de un vampiro que iba naciendo esa noche en mi, me estaba afectando realmente la Luna, la activación de la pistola y más encima sus palabras dolorosas.
Me giro, mirando hacia el este, con un rostro perdido. Levanto mi palma diestra y la puso encima de mi propia cara, oculte mi rostro de todo, incluso de ella - Vayámonos - termino por decirle sin el mero juicio de que la extrañaba, mi alma gritaba que la fuera a abrazar, pero mi cuerpo indicaba que debía seguir mi camino - No hay lugar para nosotros esta noche, ya llegará el día - le di la espalda completamente, mi cabello solo se dejaba guiar por el raudo viento - Si piensas que te traicione, como tu pueblo, entonces no me puedo quedar a tu lado mas tiempo, te hago mal, así dices entonces actúa de esa manera tan infantil por el resto de tu vida - guarde la pistola, si sola presencia tornaba todo mas oscuro de lo normal, me calme, respire firme, aquella bala que penetro el cuerpo de los entes ahora solo desaparecía como el polvo y la arena en el desierto, sin mas palabras que decir, camine lentamente, ahora quedaba a decisión de ella seguirme o no, si lo hacia, Carmilla seguiría siendo mi compañera, si elegía lo contrario, cerraría un capitulo de mi vida - Te mandaré bolsas de sangre para que no andes matando personas, no quiero ser yo el que penetre una bala en tu corazón, pero si es necesario, te morderé hasta la muerte - la vi de reojo, y me quede quieto, mis pies ya no caminaban y tampoco tenia la idea de hacerlo hasta escuchar su respuesta. [/justify]
Invitado

Volver arriba Ir abajo

Re: Shangai ||Buscando al fugitivo hasta el fin del mundo... [Coyote]

Mensaje por Invitado el Jue 17 Sep 2015, 11:29 pm

Note un poco de agresividad en su actitud y debía admitir que el que me invitara a irme tras haberme a ordenado me parecía un berrinche del que yo le haria a el. Admito que oír la posibilidad de dejarlo, incluso que yo lo sugeri, no se me hacia mala idea por como me sentía...pero de alguna forma sabia que nunca podría dejarlo.
Recordé la noche que me transformo, lo primero que vi fue a el y que me salvara fue algo que siempre le agradecería. Mis primeros años tras convertirme fueron duros, pero el siempre estuvo ahi, el siempre ha sido seco pero cuando se ponía...agresivo o digamos amenazante conmigo al poco desvordaba otra actitud cuando me abrazaba o me tomaba...
Desde esa primera noche fui suya y aunque el nunca me ha dicho "Te amo" yo sentía que me correspondía, claro que primero hay un momento intimo después de la tempestad y crees por primera vez es verdad lo que creías pero cuando esta persona se va una y otra vez sin decirte que hace durante meses, comienzas a tener otra idea y la desesperación te inunda. Cierto, estaba obsesionada con el, quizás porque era lo único que me hacia querer seguir viviendo..llámenme loca pero asi también te sentirías si de pronto  eres traicionada por gente que diste la vida y encima te matan...
Si alguien ha sido la agresiva he sido yo, coyote jamas me regaño cuando en el siglo 19 arrase con todo un séquito de mujeres de burdel cuando vi a una de ellas ser muy pero muy coqueta con el..De todas formas  esas tipas eran nuestro objetivo, pero igual yo no lo hice por la misión sino fue un arranque de celos.

miro a Coyote y me muerdo la lengua confundida, queriéndome dar mi lugar y si, mandarlo al demonio pero no puedo, soy un caso perdido y quiera o no puede mas mi obsesión que otra cosa. Camino hacia a el y me cuelgo de este creo que le salte a los brazos y le bese como si mi "vida" dependiera de ello. Me quede un rato unido a el y si queria despegarse la tendria dificil porque le tenia sujeto de la nuca. al poco me separe de el y solte un suspiro quedándome aun colgada de su cuello.- No tengo remedio..- masculle y lo libere del mis brazos quedando frente a el.- Te seguiré aunque donde sea...- guarde silencio por un par de minutos y y luego mis ojos se llenaron de lagrimas pero no salian se quedaban aglomeradas en mis ojos.- ..Perdón...perdón..- me disculpe y baje la mirada. - Sentía que me moría cuando desperté en la cama y no te podia sentir cerca...me volví loca...- hice otra pausa y lo abrace con todas mis fuerzas.- Prometeme que si vas de misión, me llevaras contigo..tu me creaste asi que es tu responsabilidad que cargues conmigo a todas partes, entendiste?...-
Invitado

Volver arriba Ir abajo

Re: Shangai ||Buscando al fugitivo hasta el fin del mundo... [Coyote]

Mensaje por User Coyote el Dom 04 Oct 2015, 1:17 pm

Me di cuenta en ese momento que mi trabajo no había concluido, para nada. Tenia mucho que hacer, tanto en el ámbito laboral como en el de relaciones personales, y creo que el segundo era, sorprendentemente, el que más me preocupaba ahora. Fue mala idea haber ido sin ella, y desencadenar palabras y acciones que quizá nos distancien mas uno del otro, pero era para protegerla. Mi misión principal en esta vida pactada que llevo, es protegerla de todo mal, sabiendo que ella es uno de los 27 Dead Apostle Ancestors y que es una de los más poderosos vampiros del mundo, eso me da igual, ella es mi protegida y mi.... bueno, es obvio, no?. Camine un poco, pensante, las cosas que había soltado iban en verdad, y no estaba pensando en retractar mi palabra, le deje la decisión a ella y solamente a ella, para que hiciera su voluntad esta vez, porque tenia el derecho de hacerlo, yo la había mantenido oculta y luego la di a conocer a la luz publica como mi ayudante, sabiendo que tenia a toda la iglesia en contra mía para este caso, porque para los ojos de ellos, Carmillia, mi amada protegida, era un hereje. Pero, eso no me importo para nada, trabajaba para ellos por pura diversión y si estaba en mis manos, me podría encargar fácilmente de los demás miembros de la Iglesia, pero cedieron en sus acciones por detenerme y Carmillia pudo seguir conmigo, no lo considere un problema para mi, porque estaba protegiendo lo que quería, eso es todo, incluso un humano ordinario seria capaz de hacerlo por la persona que mas estime. Esta ciudad me estaba matando lentamente por dentro, la noche me había subido las ansias de sangre, algo poco común en mi, pero como tuvimos aquella discusión, mi sangre hirvió unos segundos y me dieron ganas de dejarla seca. No pasaron ni segundos cuando la tenia encima nuevamente, las típicas veces que la vampiresa me abrazaba de esa manera me agradaban, nuestros cuerpos se apegaban con tanta facilidad que daba miedo, nuestros labios respondían de la misma forma, cuando ella me beso por minutos, para mi fueron horas, días, años lo que duro ese beso, pero... para nosotros los vampiros, el tiempo era mucho mas lento, así que disfrutar las cosas era mas placentero que para un humano normal. Cuando me desato de su abrazo, la escuche atentamente, no tenia otra cosa que hacer, la misión había terminado por este día, supe al fin lo que ella sentía y como se expresaba en situaciones así.

Hay algo que me rompió el corazón podrido que aun me quedaba, las lagrimas acumuladas en sus ojos, eran como sauces llorones que jamás debieron ser plantados, ni tampoco hechos a crecer, eran como destinos que nunca debieron ser completados, así me sentía en ese momento y menos mal que ella luego me abrazo, asi pude entregarle mi cariño en un cálido, fuerte y mas aún, apretado abrazo que le di correspondiendole el de ella. Su calor, su sangre pasando por sus venas, además de su respiración, todo podía sentirlo, era algo especial, era como si ella aun fuera humana en mi brazos en ese siglo cuando la iban a quemar, cuando evite su destino casi fatal solamente porque.. nada. Mis manos fueron a su espalda y la presione para que su cuerpo quedara apretujado al mio, como acurrucandola pero aun podía ver su rostro, podía verla a los ojos, podía ver sus labios moverse en esas ultimas palabras que me dijo - Carmillia - le dije susurrando, algo lento, con cuidado, siendo amable esta vez, al menos en lo que era posible - Ahora estás conmigo en esta misión, así que desde que me besaste comenzaste a ser mi responsabilidad, ¿No lo crees? - le mordí el labio inferior y le saque sangre, salieron solo unas gotas y le lamí lentamente de lado sacandole esas manchas innecesarias, tenia que probar algo de sangre de ella antes de volverme loco de abstinencia - Mejor nos vamos, antes de que la noche me saque de quicio, quizás haga algo indecente.. - le guiñe el ojo y la tome en brazos como a una princesa, como ella se lo merecía en esos momentos - ¿Quieres ir por algo? - pregunte, y solo me quede en silencio.
User Coyote
avatar
Iglesia
Mensajes :
9

Volver arriba Ir abajo

Re: Shangai ||Buscando al fugitivo hasta el fin del mundo... [Coyote]

Mensaje por Invitado el Lun 05 Oct 2015, 6:32 pm

No podia expresar lo que sentia pero la vida de Hildegarde había terminado hace mas de 1200 años y con eso inicio la vida de Carmilla. no me arrepentía ahora de lo que paso, no lo culpaba de haberme transformado, al contrario toda mi vida giraba en ese acontecimiento tan importante. yo comencé a vivir por aquel hombre que solo me dejaba a mi llamarle Shamash; por eso, estaba feliz que dos destinos nacidos en diferentes epocas pudieran ser uno ahora, no cambiaría mi vida y por supuesto quería vivir a su lado toda la eternidad, si moría seria con el, moriríamos juntos aunque no lo permitiría pues si lo hacíamos nuestras existencias se desvanecerían y si algo no deseaba era dejar de existir, olvidar a aquel hombre que salvo mi alma desde el momento que nos topamos.
No se mucho de su pasado, se lo necesario y el no es alguien que se abra tanto, aunque supongo que vio en mi su reflejo y por tanto decidió salvarme. Ahora que recuerdo, los primeros años tras mi conversión el actuaba muy posesivo conmigo. A que me refiero? bueno cuando despertaba yo y nos veíamos unos instantes podía ver que en el fondo se mortificaba de haberme dado esa vida o no se, luego de eso terminaba debajo de el sometida algo que no me molestaba y abrace esos momentos como tesoro en mi corazón. Creo que desde que me transformo estuve destinada a amarlo, a ser suya por eso no podía dejar de vivir sin el. -Te equivocas..- respondi a su comentario.- Esto ya tiene mas de 1200 años, desde ese entonces soy tu responsabilidad, no?- fui estoica al decirlo pero realmente pensaba eso.

En el momento que oigo aquello lo miro preocupada, no había comido por lo visto, me lo supuse por eso traia mi mochila aunque fue bromista al respecto y entendi sus indirectas sabia que era algo mas importante de trasfondo.- Shamash..- masculle cuando me alzo y deje que me cargara, recorde como asi desperte en sus brazos la primera vez que fui un igual. Me sentia protegida siempre que estaba bajo su abrazo y caricias no lo podia evitar. Me sujete de su cuello y le vi atentamente perdiendome en su semblante- Traje comida para ti....si quieres hagamos eso..- comente y me solte de su cuello sacando la pequeña mochila y de allí extraje una bolsa de sangre.- toma...bebe esto por ahora. no te preocupes por mi, yo ya he comido suficiente, si no lucho podre resistir un mes sin sangre.- confesé  deteniendo la bolsita esperando su respuesta- Ya después decides que harás con tus otros impulsos....ya sabes que aquí estoy para servirte de todas las formas posibles..-
Invitado

Volver arriba Ir abajo

Re: Shangai ||Buscando al fugitivo hasta el fin del mundo... [Coyote]

Mensaje por Contenido patrocinado

Contenido patrocinado

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.